Es un balneario extenso, casi una pequeña ciudad, cuya playa se caracteriza por un suelo marino rocoso. Aquí se encuentra situada Punta El Peñascal, playa de peñas, con olas grandes, muy adecuadas para el surf. Su atractivo más peculiar es el bufadero, una cueva dentro del cerro por donde ingresan las olas para salir, bajo presión, por una rajadura en las rocas, disparadas hacia el cielo, semejando un silbido.

Recomendaciones

Te puede interesar