Un relajante baño al pie del río Apurímac, rodeado de algarrobos, carrizales y cactus. Por sus propiedades químicas, las aguas de estos baños curan la artritis, dolores musculares y reumatismo, entre otros. Sus aguas son inodoras, incoloras y de agradable sabor salino.

Recomendaciones

Templo Colonial Nuestra Señora de las Mercedes de Pampamarca
Apurímac

Templo Colonial Nuestra Señora de las Mercedes de Pampamarca

Más información